Presidenta del PRI, Carolina Monroy Critíca el Mal Gobierno de Roberto Borge

La presidenta nacional interina del PRI, Carolina Monroy del Mazo, advirtió a sus gobernadores que el partido no respaldará ningún hecho alejado de la ley, pero sobre todo, no apoyará aquellos actos que contravengan o dañen la vida de las familias…

Presidenta del PRI, Carolina Monroy Crtíca el Mal Gobierno de Roberto Borge

Presidenta del PRI, Carolina Monroy Critíca el Mal Gobierno de Roberto Borge

Noticias Yo México.- La presidenta nacional interina del PRI, Carolina Monroy del Mazo, advirtió a sus gobernadores que el partido no respaldará ningún hecho alejado de la ley, pero sobre todo, no apoyará aquellos actos que contravengan o dañen la vida de las familias.

El mensaje, dijo, es para todos los gobernadores del tricolor, incluidos Javier Duarte, de Veracruz; César Duarte, de Chihuahua, y Roberto Borge, de Quintana Roo.

“Esto aplica para todos los estados. Quien tenga algo que probar, que lo haga; quien considere que se ha cometido algún tipo de ilícito, que denuncie. Ahí están las instancias, nosotros no somos Ministerio Público. Lo que sí dije con puntualidad es que en ningún caso el partido respaldará hechos alejados de la ley y, sobre todo, que contravengan, lesionen o que dañen la vida de las familias. La ley es para todos y nuestra postura es para todos”, afirmó.

La presidenta priísta aseveró que el partido no da la espalda a sus gobernadores, pero si alguien comete actos fuera de la ley debe hacerse responsable y responder por ellos, “porque en el partido solamente se respaldan las causas sociales, los derechos de los ciudadanos y de las familias”.

Duarte, incorrecto. Al referirse al gobierno de Veracruz, Monroy del Mazo consideró, durante una conferencia de prensa, éticamente incorrectas las acciones que lleva a cabo el gobernador Javier Duarte para evitar sanciones en su contra una vez que concluya su mandato. No obstante, añadió, jurídicamente es correcto.

El gobernador promovió recientemente en el Congreso —que tiene mayoría priísta— una reforma anticorrupción que le permitirá no rendir cuentas por su mandato. La iniciativa también plantea eliminar el fuero al gobernador, secretarios de despacho y presidentes municipales, y aplicará para la nueva administración.

Carolina Monroy expuso que el Revolucionario Institucional estará del lado de la Constitución, por lo que no respaldará un solo acto u omisión que contravenga la ley.

“Pienso que no son correctos [los recursos con los que Duarte de Ochoa intenta blindarse], personalmente, porque a los ojos de todos, a la luz de todos, no son momentos para tomar decisiones de tanta trascendencia.

“Este es un gobierno que se encuentra en proceso de transición, porque el actual gobierno, sea cual sea el partido que al final del día sea identificado por el INE como ganador de la contienda, está de salida. Creo que generar las mejores condiciones para que esa transición sea tersa, suave y responsable frente al ciudadano es lo trascendente y lo fundamental”, dijo.

Sin embargo, subrayó que en caso de que la autoridad electoral ratifique a Miguel Ángel Yunes Linares (PAN) como gobernador de Veracruz, una vez que tome posesión de su cargo puede implementar medidas necesarias para hacer frente a las legislaciones recién promovidas por Duarte.

La priísta puntualizó que nada ni nadie debe estar por encima de la ley. Advirtió que al menos en ese organismo político no se respaldará un solo acto, dicho o hecho que contravenga el Estado de derecho.

“Simplemente decimos: Nada ni nadie [está] por encima de la ley. No habremos de respaldar en el partido un solo acto, un solo dicho, un solo hecho que contravenga el Estado de derecho”, sentenció.

El estado de Veracruz, añadió, tendrá todo el respaldo institucional dentro de los márgenes de la ley.

“El partido está tomando una posición muy clara, nosotros no tenemos por qué responder y mucho menos avalar aquello que no pudiera estar alineado con la legalidad”, dijo.

Monroy hizo un llamado a dejar de lado la polarización en Veracruz para encontrar un punto de equilibrio que permita un desarrollo adecuado de la política del estado.

Por: eluniversal.com.mx